domingo, 10 de mayo de 2009

La Gran Fosa afro-arábiga

El accidente geográfico más significativo es la gran fosa tectónica que va desde Turquía hasta los grandes lagos del África central. Se puede seguir esta falla hacia el sur desde la Beqa’a libanesa, siguiendo por el valle del Jordán, la Arabá, el Mar Muerto, y luego por Abisinia y un doble sistema de valles tectónicos que es especialmente visible en los alargados lagos de África oriental. Tanto el Nilo como el Jordán, a pesar de sus grandes diferencias, tienen algo en común; ambos fueron causados por el mismo fenómeno geológico.
En Siria esta falla no se limita sólo a la parte del valle que está situada por debajo del nivel del mar, sino que está ya presente al norte del Jordán en la Beqa’a libanesa, y al sur del Mar Muerto se extiende hasta el golfo de Áqaba, por un total de 530 kilómetros.
En esta hondonada encontramos el punto más bajo de la superficie terrestre. El mar Caspio está sólo a 25 metros bajo el nivel del mar; Turfán en Asía central está a unos 100 metros por debajo del nivel del mar. En cambio aquí en Israel tenemos una falla de más de 250 Km de largo, y entre 3 y 175 Km de ancho, que alcanza los 400 m. bajo el nivel del mar en la costa del Mar Muerto, a lo cual habría que añadir los 400 m. de profundidad que tiene el Mar Muerto en su parte norte.
En este territorio encontramos el río Jordán con 154 kilómetros de longitud, dos grandes lagos, de 27 y 70 kilómetros de largo respectivamente, y grandes superficies de tierra cultivable. En todo el planeta no existe una zanja tan colosal como ésta.
Podemos distinguir en ella seis regiones distintas: El valle de la Beqa’a entre el Líbano y el Antilíbano, el curso alto del Jordán, el lago de Genesaret , el curso bajo del Jordán, el Mar Muerto y la Arabá.
http://www.upcomillas.es/personal/jmmoreno/cursos/Esser/Geografia/geografia.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario